LEB ORO

Un inofensivo Cáceres cae en Palma

Pol Olivier trata de hacerse con la pelota desde el suelo. :: OPTA

El equipo de Ñete Bohigas no pudo hacer nada ante la superioridad balear y queda en una situación comprometida

OPTA PALMA DE MALLORCA.

El Cáceres Patrimonio de la Humanidad no consiguió ampliar su dinámica ganadora y cayó en Mallorca en la cancha de un Iberostar Palma al que le bastó aumentar el ritmo en la segunda mitad para llevarse un triunfo imporante en un partido que dejó mucho que desear. El desacierto fue la tónica dominante de toda la primera mitad y en cuanto los locales pisaron el acelerador el partido se le esfumó a los de Ñete Bohigas que se sintieron impotentes a la superioridad balear.

69 PALMA

64 CÁCERES

Iberostar Palma
Slezas (10), Huertas (2), Bivià (18), Medori (9), Zyle (6) -cinco inicial- Mockford (12), Costa, Tomàs (4) y Grossenbacher (8).
Cáceres Patrimonio
Grabauskas (11), Corrales, Jakstas (6), Ward (7), Parejo (10) -cinco inicial- Olivier (5), Sergio Pérez (5), Keshinro (6), Rakocevic y Dani Martínez (14).
Árbitros
Lucas de Lucas y Lázaro Rodríguez. Sin eliminados.
Incidencias
Palau Municipal d'Esports de Son Moix. 1.500 espectadores.
Parciales
14-10, 17-18, 22-16 y 16-20.

El partido empezó ya muy cuesta arriba para el conjunto extremeño. Javi Medori cogía el timón del Palma y con siete puntos en menos de cinco minutos daba la primera renta al equipo local (7-2). Para entonces un triple de Carles Bivià daba la máxima ventaja balear (14-6) pero la réplica inmediata fue de Luis María Parejo con un triple más tiro libre adicional para cerrar el primer cuarto con un marcador de 14-10. La reacción visitante sería fugaz porque en el segundo periodo sería el exjugador del Cáceres, Ben Mockford, quien saldría modo 'on-fire' para volver a estirar la ventaja del equipo de Xavi Sastre con cinco puntos de manera consecutiva (19-10). Cuando parecía recortar de nuevo la escuadra cacereña apareció de nuevo el internacional británico con un triple que picaba (28-20).

Los de Bohigas no se rendían y sacaban rédito de un partido soso y con poco ritmo anotador para mantener cerca en el marcador. Tanto, que en el último minuto de la primera mitad, un nuevo triple de Parejo ponía a los suyos a tiro de tres puntos (31-28). El Palma falló hasta tres lanzamientos y, en la vuelta, Guillermo Corrales buscó un triple precipitado con la intención de mandar el partido al descanso con tablas, pero no encontró aro.

El desacierto en ambas canastas desesperaba a ambos técnicos. Tuvieron que pasar más de dos minutos para ver la primera canasta y sería del lado extremeño. De nuevo Luis María Parejo desde más allá del arco para empatar el partido (31-31). El Palma volvía a coger la delantera gracias a los dos triples de Carles Bivià y otro Zac Grossenbacher. Las cosas no salían en ataque y el mejor reflejo de ello fue una bandeja en contraataque que erró Ward.

Pero llegaría una reacción visitante con una canasta más adicional de Jakstas y una gran canasta interior de Grabauskas, que recortaban la diferencia a un solo punto (42-41). Frenazo en seco del Cáceres. Un parcial de cinco a cero con la rúbrica de Bivià retomaba la ventaja local (47-41). El Palma había despertado finalmente y a pesar del triple de Pol Olivier, el equipo de casa mandaría el partido al último cuarto con una significativa ventaja (53-44). El ex del Cáceres, Tautvydas Slezas, dejaba tocado a sus excompañeros con dos canastas para abrir la lata al último cuarto y el Palma parecía despegar definitivamente. No se veía ningún motivo para la esperanza cacereña hasta que se destapó Dani Martínez con dos triples consecutivos (59-50).

Un triple de Dani Martínez acababa de meter al Cáceres en partido a falta de minuto y medio para el bocinazo final (61-57). La acumulación de faltas jugaría en contra de los intereses del equipo de Bohigas. Una falta interior a Zyle le mandaba a la línea de tiros libres y el lituano no fallaría para dejar el partido casi sentenciado (63-57). Las esperanzas se acabaron cuando Ward agarró a Bivià para mandarlo a la línea de tiros libres y la infracción fue señalada como antideportiva. Aunque el base valenciano sólo anotó uno de sus lanzamientos, la posesión seguía en favor local. Una nueva falta sobre Bivià se tradujó en un punto más (67-61). Jugaba al límite el Cáceres y un triple de Ward le volvía a dar esperanzas pero, esta vez sí, Mockford sentenciaría desde el tiro libre (69-64). Los de Bohigas trataron de anotar la última posesión de cara a la diferencia de puntos en un posible empate, pero erraron en dos ocasiones y se marcharon de Mallorca cinco puntos abajo.

Fotos

Vídeos