Hoy

Riauka creció, pero no lo suficiente . :: Armando Méndez
Riauka creció, pero no lo suficiente . :: Armando Méndez

LEB ORO

Rodaje con derrota para la 'brigada b'

  • El Cáceres, que dio protagonismo a los hombres que más necesitan crecer, cedió en su amistoso de anoche frente al Libolo (75-81)

No fue el entrenamiento más espectacular, pero al menos sí sirvió para habituarse al ritmo de competición que se avecina desde el próximo viernes, con tres partidos en una semana. Con las ausencias de Carlos Toledo, por lesión, y JC Fuller, por un proceso vírico, así como de Sergio Pérez, este último para no forzar debido a su acumulación de minutos, el Cáceres perdió anoche su partido amistoso frente al Libolo angoleño (75-81). Un encuentro declarado de puertas abiertas con entrada gratuita pero que apenas contó con un centenar de personas en las gradas del Multiusos.

La ocasión pintaba bien para ver más minutos en cancha a Ragnar y Riauka, quienes no acaban de cuajar con regularidad un baloncesto de mínimos para Leb Oro. Ayer, con menos presión, sí pudieron desplegar un juego algo más fluido, aunque la progresión verificada apunta más al islandés que al lituano. También se pudo ver en acción a algunos de los jugadores vinculados, como Chacón, que cumplió dignamente en sus 17 minutos sobre la pista, o Miguel Ángel Rueda y Cristian Abril, ambos con presencia poco más que testimonial.

Con un inicio frío como el ambiente, los cacereños ya comenzaron a ir por detrás en el marcador a las primeras de cambio, aunque la inercia derivada de jugadas individuales hizo que los de Ñete Bohigas lograsen neutralizar a tiempo la buena salida visitante. Con mucho físico y buena mano desde el perímetro gracias a hombres contrastados como Je´kel Foster, Libolo supo mantener sus tímidas ventajas tanto en el primer cuarto (20-22) como al descanso (41-45).

En la segunda mitad, y pese a que Bohigas pedía «cabeza» a los suyos, el Cáceres no acabó de encontrar la chispa competitiva propia de los partidos ligueros y solo en los últimos minutos del partido, con diez abajo en el marcador, pareció aflorar el orgullo, aunque ya demasiado tarde como para revertir la situación. Parejo, con 14 puntos, fue el máximo artillero cacereño y el visitante Olimpio Cipriano, con 15, el del partido.