Hoy

Barbra Streisand, Alejandro Sanz o Robbie Williams también sufren miedo escénico

Barbra Streisand, Alejandro Sanz, Adele y Robbie Williams.
Barbra Streisand, Alejandro Sanz, Adele y Robbie Williams.
  • Pastora Soler ha anunciado que deja su carrera musical, "hasta volver a recuperar la confianza", algo que achaca al miedo escénico

La cantante sevillana Pastora Soler ha anunciado este lunes que deja su carrera musical, "hasta volver a recuperar la confianza", tras haber sufrido un desmayo el domingo por la noche durante una actuación en Málaga. La artista lo ha achacado a un "miedo escénico" que apareció en su vida el 8 de marzo cuando sufrió otro desmayo en Sevilla, una situación que no es nueva para muchos artistas que han triunfado en el mundo de la canción.

Uno de los casos más sonados fue el de Barbra Streisand, que en el año 67, durante una presentación en vivo, era tal su miedo, que olvidó la letra de su canción. Tuvieron que pasar 27 años para que volviera a salir a un escenario tras superar esa fobia a canta ante una multitud.

Otra cantante, Adele, tuvo que recurrir a unas clases de hipnosis para poder calmar su miedo escénico antes de la ceremonia de la entrega delos Oscar, el año que la Academia de las Artes y Ciencias Cinematográficas americana la incluyó entre las nominadas a mejor canción original por su tema en 'Skyfall', la última entrega del agente James Bond. En la entrega delos Premios Grammy, el miedo escénico ya le jugó una mala pasada y no quería que volviera a ocurrir.

En España, Alejandro Sanz, ha reconocido en varias ocasiones que pese a llevar más de 25 años en el mundo de la música, aún no ha superado el miedo escénico y sigue poniéndose nervioso antes de subirse a un escenario. “Los nervios son una de las cosas que uno debe controlar primero. Enfrentarte a un público no es fácil y nunca dejas de ponerte nervioso antes de subir a un escenario”, ha señalado.

Otro de los grandes artistas que ha sufrido en algún momento de su carrera el miedo escénico es Robbie Williams, que en 2009 paralizó su gira por el pánico escénico que lo paralizaba. Según dijo Williams en una radio británica, el miedo le hizo decir que no a una gira mundial. “Tengo un enorme pánico escénico, horrible, horrible. Se vuelve cada vez peor a medida que envejezco”. Dos años y medio después, Williams volvió a subirse a un escenario.

Marc Anthony también ha sufrido en varias ocasiones el miedo escénico. Después de tantos años de presentaciones, conciertos y giras mundiales, el cantante ha confesado “siempre he tenido un gran respeto al escenario como tal, y al principio me atemorizaba terriblemente actuar frente al público. Mis representantes me decían que tan pronto como empezara a sentirme cómodo interpretando en vivo, ese miedo escénico desaparecería para siempre. Lo cierto es que hay momentos en los que todavía siento que no soy capaz de subirme al escenario, pero al menos ya sé que nada malo me va a ocurrir después del espectáculo”.

Axl Rose y su miedo al escenario

Nadie podría imaginarse que Axl Rose sería uno de los artistas con miedo escénico, que ha provocado varios retrasos en el inicio de los conciertos de Guns n'Roses. Así lo ha asegurado en alguna ocasión Alan Niven, manager del grupo en los años dorados de la formación (1986-91): "Axl quería cancelar el tour en el que teloneaban a Aerosmith en el 88. Cada vez tenía más miedo a salir al escenario. En cierto modo es comprensible. Una persona que toca la guitarra, el bajo o la batería tiene algo en las manos, como una especie de escudo. El cantante sale sin nada y puede llegar a sentirse desnudo ante el público. Me consta que Axl sigue teniendo problemas de este tipo y por eso siempre los conciertos del grupo empiezan tarde".

Pero el miedo escénico no sólo es algo que afecte artistas con muchos años de experiencia. Es el caso de Harry, uno de los componentes de la banda británica One Direction, que según su compañero Liam "tiene bastante miedo. Él pasó por un período de vomitar antes de salir al escenario. Creo que es más que ahora". Una idea que confirmó Louis, otro miembro de la banda: "Supongo que tengo un poco de miedo escénico, pero sí, Harry es el que peor lo pasa", desveló.