Al Maridi y Las Chimixurris dicen que hay partido

CONCURSO DE MURGAS | QUINTO DÍA DE PRELIMINARES

Los vigentes campeones defieron su título con uñas y dientes y la murga femenina dio una lección de actualidad

Natalia Reigadas
NATALIA REIGADASBadajoz

Si el público ya tenía sus quinielas hechas sobre el concurso de murgas del Carnaval de Badajoz, que las rompan. Los vigentes campeones, Al Maridi, han defendido su premio con uñas y dientes. Como chamanes no llegan al concurso de paseo, quieren volver a optar a lo más alto.

Las Chimixurris, por su parte, dieron una lección de crítica y actualidad con su cuidado montaje. A Contragolpe también son un puntazo este año y Los Callejeros se colocan como revelación.

Primera actuación Los Callejeros se ganan al teatro

La última preliminar la abrieron Los Callejeros. En su segundo año han dado un gran salto: representan el programa televisivo Cuarto Milenio y a sus personajes aficionados a lo paranormal. La idea es buena y la clavaron. A ratos dudabas que Iker Jiménez estuviese en el escenario. Carlos Jesús era idéntico y hablaba igual y también estaban muy conseguidos la Bruja Lola o Sandro Rey.

Su segundo pasodoble, hablando de feminismo desde el punto de vista masculino, fue todo un acierto y se atrevieron a cambiar su estribillo para incluir el incidente que sufrió la presentadora, Beatriz Castellano, con un móvil que le cayó en la cabeza.

Se quejaron en su actuación de ser poco valorados su primer año como hombre lobo. Quizá. Pero este no pasará. Se han ganado al teatro.

Sus mayores errores estuvieron en la despedida, bastante fuera de tono, y en el popurrí. Cuando aceleraban, no se les entendía. La primera parte de su repertorio tiene más fuerza.

Segunda actuación Pasito de Los del año pasao

Los del año pasao llegaron segundos. No, no tendrán la suerte de seguir en el concurso pero han dado un pasito con respecto a su debut en 2017. Los de Ribera del Fresno son gafes. La idea no es mala, pero el disfraz el justito y no muy lucido. Se salva la mierda que pisan en su zapato. Un punto.

Sus voces también van muy justas. De los niveles más bajos. Tendrán que trabajarlo, igual que aprender a colocarse el bigote, que se iba cayendo.

El momento más emocionante fue el pasodoble que le dedicaron a un componente recientemente fallecido. Hay que destacar que han sido capaces de subirse al escenario poco después y homenajearlo. El mejor punto fue el cuplé a Julia Timón y Fragoso. Ya era hora. Ha tenido que ser una murga que llega de otra localidad la que ha dedicado por fin una letra a la agitada actualidad política de Badajoz. Dice mucho de ellos. Han dado un paso adelante y será el único este año, pero pueden tener mucho que decir en el futuro.

Tercera actuación Al Maridi hechiza: hay partido

No está nada dicho en este concurso. Los vigentes campeones salieron como chamanes para dejar claro que hay partido. Hechizaron al público.

Su puesta en escena es espectacular, igual que sus disfraces. Instalan su particular consulta de chamanes en el Arco del Peso y no falta detalle. Un ejemplo. Incluso las botellas de agua que llevan son en forma de pociones con el líquido coloreado.

Lo más impresionante, sin embargo, es su música. Las guitarras de Al Maridi deben ser las más envidiadas del concurso. Sus melodías te meten en el personaje, ponen los pelos de punta y emocionan. Como el pasodoble que dedicaron a las agresiones machistas que hizo escaparse más de una lágrima.

Han ganado dos de los últimos tres concursos y no es suerte. Al Maridi es impecable. Hay partido.

Cuarta actuación Pa' 4 días deja frío al público

Tras el descanso Pa' 4 días presentó su propuesta. Esta murga no tiene mucha suerte. El año pasado su tipo tenía un aire a Al Maridi y en esta ocasión comparten rasgos con Los Water. También llevan tela con estampado de nubes y se ubican en lo alto de la Torre de Caja Badajoz. Y claro, las comparaciones son odiosas. Ellos no son Dios, son un personaje imaginario que controla el tiempo con un mando. La escenografía iba mostrando los distintos fenómenos meteorológicos, lo cual es un punto, pero ese gorro de hojas no se entendía.

Pa 4 días siempre parece tener buenas ideas, pero las defiende mal. Le falta chispa y el público se lo demostró quedándose muy frío. Helado.

Quinta actuación A Contragolpe sigue en racha

Tras ellos llegaron A Contragolpe. Por si alguien aún lo dudaba, esta murga ha vuelto ha demostrar de las que está arriba. Con una actuación más en la línea de sus gordos, consiguieron que el público se riese a gusto.

Cantan bonito. Tienen un buen disfraz de activistas y un escenario que este año se han trabajado mucho y son una gamberros. Sus puntos como ‘No nos mires, un-Ete’, el Toro de la Vega o la casa de cañamo, ya valen ver su repertorio.

A Contragolpe tiene estilo propio y está claro que no es una moda transitoria. Ya son una nueva puntera más.

Sexta y última actuación Las Chimixurris son indispensables

Cerró las preliminares una murga indispensable que, clamó siempre, enamoró. Las Chimixurris son músicos callejeros en un decorado de San Francisco que casi es más espectacular que la propia plaza. El templete casi es a escala real. Pero lo más destacado de esta murga, y ya es decir, es su capacidad de hacer crítica de la actualidad. Menos mal que están ellas.

Cualquiera que escuchase hasta ahora el concurso de murgas de Badajoz podría pensar que no pasa nada en esta ciudad. Tan solo que hay muchos patos en el río. En solo una cuarteta de su popurrí Las Chimixurris han tocado más actualidad de Badajoz que el resto de grupos juntos: los incendios de la Alcazaba, las calles mal asfaltadas, la falta de limpieza...

Y además cantan bonito. Las Chimixurris son indispensables.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos