El vertido de 3.000 litros de gasoil obliga a cortar Gómez Becerra de Cáceres

Dos dotaciones de bomberos se han trasladado a la calle Gómez Becerra de Cáceres tras el vertido de gasoil. / JORGE REY

Un operario estaba cargando una caldera cuando el producto ha ido a parar al suelo del garaje

Manuel M. Núñez
MANUEL M. NÚÑEZCáceres

Dos camiones de bomberos se han debido desplazar en la tarde de este jueves a la calle Gómez Becerra de Cáceres por el vertido inesperado de una carga de gasoil que estaba realizando la empresa suministradora para el funcionamiento de la caldera.

Se trata del bloque del número 18 de la avenida de España, a cuyo garaje se accede por la vía aledaña. Hacia las 18.30 horas se ha producido el incidente después de comprobarse que la carga que llevaba a cabo el operario no había ido a parar al depósito sino que se estaba derramada sobre el propio suelo del garaje. «Han sido unos 3.000 litros. Ha habido momentos de incertidumbre al comprobar que el líquido se había vertido por completo. Han venido los bomberos y la policía local», señaló Santiago Hernández.

El conocido profesor universitario, residente en el edificio, hizo de portavoz de los vecinos. Indicó que el portero del bloque llegó sentirse mareado y tuvo que abandonar el garaje cuando se trabajaba para solucionar la situación. Algunos afectados trataron de retirar sus vehículos pero fue imposible. «Las ruedas se deslizaban sobre el suelo», admitían. La presencia de los agentes y los bomberos provocó expectación en pleno centro. Hacia las ocho de la tarde se desplazó hasta allí el propio jefe de servicio del Sepei, Francisco Hernández Mogollón. Informó a los residentes para que cerrasen las ventanas, ya que al haberse producido «una concentración de gases, lo recomendable –apuntó- es ventilar el garaje». También se avisó a Conyser para proceder a la retirada del gasoil. La bomba de achique con la que cuenta el bloque se bloqueó y eso dificultó la intervención. «Los bomberos han estado echando agua para diluir el gasoil», incidían los vecinos, que seguían a las puertas del garaje todo el operativo. La calle Gómez Becerra fue cortada al tráfico por la Policía Local.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos