Una mujer y su hija, acusadas de blanqueo, culpan a El Johnny

Declaración de Piedad S. J., que está entre los 117 acusados. :: guinea

Declaran que el presunto cabecilla les dio dinero para una cena por poner 90.000 euros en la cuenta de una menor

Viernes, 10 noviembre 2017, 07:35

«No nos dio mucho dinero, fue como para pagar una cena» declaró ayer Piedad S. J., una de las 117 personas que están siendo juzgadas en Cáceres, acusadas de pertenecer a una banda que se dedicó a blanquear dinero procedente de la venta de droga.

Según la fiscalía, Piedad abrió en el año 2009 una cuenta en el Banco Popular en la que hizo figurar como titular a su hija Rocío, entonces con 14 años. La acusada Fátima P. S. hizo una transferencia de 90.000 euros a esa cuenta de la menor. Con ese dinero se constituyeron imposiciones a plazo fijo, y en el año 2014, se transfirieron los intereses a la cuenta de otro menor de edad, hijo de El Johnny, uno de los dos supuestos cabecillas de la trama de blanqueo. La transferencia ya la hizo Rocío al ser mayor de edad. Ella el 3 de julio de 2014 canceló la cuenta en la que tenía 90.000 euros.

Madre e hija negaron ayer que los 90.000 euros fueran suyos.

La primera declaró que El Johnny fue quien les convenció para poner los 90.000 euros a nombre de Rocío. «Nosotros no vimos ni el dinero, firmamos los papeles y ya está». Recalcó que cuando fue a la entidad con su hija a retirar los fondos para dárselos al presunto cabecilla, allí estaba el director del banco, Fátima y El Johnny.

Dijo que en los cinco años que figuró el dinero a nombre de la menor, nadie les dijo nada. La cuenta tenía como dirección de referencia la vivienda de El Johnny en Plasencia.

Es la segunda familia que acusa al presunto cabecilla. La semana pasada, un matrimonio aseguró que les había dado en dos ocasiones 3.600 euros por poner a su nombre dos viviendas. La presidenta de la Audiencia le preguntó a Piedad si no les pareció extraño el poner en una cuenta de su hija menor 90.000 euros. «Si que nos extrañó - afirmó-, pero él nos dijo que no pasaba nada».

Secciones
Servicios