Hoy

Satisfacción en los bares de Cáceres por poder cerrar más tarde

Terraza de uno de los bares de la calle Donoso Cortés, en la zona de Pizarro. :: jorge rey
Terraza de uno de los bares de la calle Donoso Cortés, en la zona de Pizarro. :: jorge rey
  • Desde ayer jueves, los bares y discotecas pueden cerrar dos horas más tarde con motivo de las fiestas navideñas

Ya es Navidad en los bares. La noche se alarga y este año no hace falta esperar a los días previos a la Nochebuena, a partir del 22 de diciembre, para poder prolongar la diversión de madrugada con los bares abiertos más tarde del horario habitual. Desde ayer jueves, 1 de diciembre, los locales de ocio pueden permanecer abiertos dos horas más, de acuerdo con lo autorizado por la Junta de Extremadura con motivo de las fiestas navideñas. En el sector de la hostelería de la ciudad reina el optimismo porque a las buenas perspectivas por el repunte de reservas de comidas y cenas se añade el incremento considerable de los días en que los establecimientos pueden cerrar más tarde sin ningún tipo de temor a ser multados. Se puede decir que este año ya es Navidad en la hostelería.

La Secretaría General de Política Territorial y Administración Local de la Junta publicó el lunes, día 28 de noviembre, en el Diario Oficial de Extremadura, DOE, la resolución por la que se amplían los horarios de los establecimientos de hostelería entre el 1 de diciembre y el 8 de enero. Es la primera vez que se adelanta tantos días esta flexibilización horaria. Otros años se aplicaba desde el 22 de diciembre, apenas dos o tres días antes de la Nochebuena, con lo que los hosteleros tenían poco margen para poder tener abiertos sus locales de acuerdo a la demanda en unas jornadas en las que el público desea diversión hasta altas horas de la madrugada, es decir poder tomar copas sin prisas después de cenar. Las reuniones de amigos y de empresas se celebraban bastantes días antes de que estuviera autorizada la ampliación. Normalmente, las cenas se celebran a partir de mediados del mes, cuando todavía no imperaba la ampliación horaria. Este año la situación ha cambiado y con la decisión de la Junta de Extremadura se ha dado satisfacción al deseo y petición de los hosteleros y a la propia demanda del público, que, además, ha adelantado sus citas festivas a este mismo fin de semana.

Solicitud

La solicitud al Gobierno regional había partido de la Confederación de Empresarios Turísticos de Extremadura, Cetex, cuyo presidente, José Luis Ascarza, mostró su satisfacción por la medida y destacó que se trata de «alargar en todo lo posible las oportunidades del sector hostelero para que puedan aprovechar la Navidad y remontar su actividad».

Según resalta el representante empresarial, «tras unos años muy flojos las reservas para las cenas y comidas que empiezan desde principios de diciembre están entrando con más fuerza y abrir dos horas más significa que los restaurantes y bares tengan más producción y puedan crear más empleo». En efecto, según testimonios recogidos por este periódico entre los locales de restauración y copas, el optimismo es doble en el sector de la hostelería: se alargan las fiestas con posibilidad de abrir dos horas más y, además, se nota un repunte en la demanda de comidas y cenas así como de salidas programadas para tomar copas en discotecas.

Medida acertada

«Es una medida muy acertada porque hay ya mucha gente que adelante las cenas de Navidad y es lógico que la ampliación se adelante también siempre al día 1 de diciembre», afirma David Vivas, un veterano hostelero de la ciudad, dueño de la Sala Barroco y de La Regenta, en la Madrila. En su opinión, alargar el horario viene a compensar el hecho de que este año «se pierden dos fines semana porque tanto la Nochebuena como la Nochevieja caen en sábado». Así, ambas fiestas no aportan días extras de salidas.

Vivas afirma que este mismo fin de semana, que arranca hoy viernes, comenzará la animación con las primeras cenas o comidas y salidas de grupos para tomar copas. «No tenía sentido aprobar la ampliación del horario a partir del día 22 de diciembre», afirma, aunque recuerda que en la ciudad de Cáceres, desde hace ya cinco años se aplicaba tal ampliación de dos horas desde mediados de diciembre, de forma especial por petición expresa del Ayuntamiento a la Junta, de acuerdo a la potestad municipal para hacer excepciones a la normativa general en vigor en toda la región. De hecho, el Ayuntamiento ha conseguido de la Junta la declaración de diversos eventos como de «especial relevancia cultural», como los festivales Womad o Europa Sur, entre otras citas, para poder aplicar durante esos días el horario ampliado.

«Me parece perfecto», dice Emilio Cabreros, socio de Ivanhoe y de Carpe Diem, quien resalta la importancia de estas fechas para la actividad hostelera: «para nosotros representa el 30 por ciento de la facturación de todo el año y tal y como están las cosas nos viene muy bien». Consideraría ideal es que se aplicara el horario de verano también en invierno, lo que supondría una hora más para las discotecas y media hora más para los pubs (mas otra media hora extra los fines de semana): «no haría falta esta ampliación si nos dieran el horario de verano para todo el año», afirma Cabreros.

Por su parte, Francis Refolio, dueño del restaurante El Corregidor, también se muestra satisfecho de la medida, aunque dice que afecta más a los locales de copas: «a los restaurantes nos da igual, pero es verdad que así no habrá estrés para acabar pronto la cena porque cierren los bares». En parecidos términos se expresa Consuelo Villalba, del restaurante Torre de Sande, quien considera que la ampliación «dará más margen de cortesía en el restaurante para alargar la sobremesa».

Edinho Queiroz, socio de la Discoteca Vora, considera igualmente beneficiosa la ampliación: «nos parece fenomenal porque nosotros ya tenemos este mismo fin semana copas de Navidad», afirma para referirse a grupos que acudirán a su local para ir a divertirse mañana sábado, como salida de Navidad.

Funcionarios intocables

Sobre la perspectivas de negocio, David Vivas afirma que el año pasado ya se notó una recuperación: «En Cáceres se nota si a los funcionarios les quitan una pagan o se la dan», dice y concluye con rotundidad: «Los funcionarios deberían ser intocables en esta ciudad».