Hoy

Un conductor con pasajeros VIP

Jorge Caldera Criado, junto a uno de los vehículos de su flota.
Jorge Caldera Criado, junto a uno de los vehículos de su flota. / Lorenzo Cordero
  • Jorge Caldera se ocupa de los traslados de los actores de ‘Juego de Tronos’ y ‘Still Star-Crossed’, que se están rodando en Cáceres y su entorno

  • Ha creado una empresa de alquiler de vehículos de alta gama con chóferes que van en chaqueta y corbata y hablan inglés

Tras trabajar durante siete años en el sector del taxi, Jorge Caldera Criado (Cáceres, 1975) puso en marcha en octubre de 2015 una empresa de alquiler de vehículos con conductor, ‘Trip Extremadura’, novedosa en la región, asegura. Su flota está formada por coches de alta gama, de color negro y lunas tintadas, y sus conductores visten de chaqueta y corbata y, además, hablan inglés.

Entre sus pasajeros están los actores de las dos series que ruedan en la actualidad en Cáceres y localidades del entorno, como Trujillo, Plasencia o Malpartida de Cáceres. Los progagonistas de ‘Juego de Tronos’ y ‘Still Star-Crossed’ se han convertido en sus clientes habituales desde hace unos meses.

También ha transportado, detalla, a especialistas y a parte del equipo de dirección. Podría decirse que Jorge se ha convertido en el conductor cacereño de los VIP, es decir, las personas famosas o relevantes que visitan la ciudad. En el caso de los intérpretes, va a recogerlos habitualmente al aeropuerto de Madrid y los traslada hasta el set de rodaje. También se encarga de ir a buscarlos al hotel y llevarlos de vuelta.

En estos momentos, Jorge Caldera tiene contratados a tres trabajadores y dispone de cuatro vehículos: dos ‘vans’ (furgonetas para ocho pasajeros de la marca Ford) y dos turismos (un Mercedes Clase E y un Volvo S80). No descarta incluso ampliar la plantilla y el número de vehículos. La aparición de su empresa ha coincidido con un inusitado interés por cadenas y productoras por rodar en la ciudad, y el mundo de la televisión y el cine se ha convertido de ese modo en unos de sus mejores clientes. Hasta entonces, los congresos médicos y la industria farmacéutica habían copado principalmente sus servicios.

«Empecé con una licencia y ahora tengo cuatro. Antes estaba yo solo y ahora tengo tres asalariados», describe. «No es un servicio de lujo. Puede usarlo cualquier ciudadano de la calle, aunque yo suelo trabajar con muchísimas empresas. Se trata de un servicio precontratado porque yo no puedo parar en una parada de taxi», explica el empresario.

¿Por qué montar un negocio de estas características en Cáceres? «Me decidí por la polémica que tiene el sector del taxi a nivel nacional. Un taxi de Cáceres no puede ir a Madrid a recoger a un pasajero. Para eso están los taxis de allí. Y el de Madrid tampoco puede venir hasta Cáceres si el pasajero está aquí. Decidí desvincularme y montar este negocio, que funciona con licencias que otorgan el Gobierno central y la Junta de Extremadura. Ahora mismo están paralizadas para no dañar al taxi de ciudad. A mí me costó tres años conseguir las mías. Son licencias de ámbito nacional», explica con detalle Caldera.

Como el resto de empresas contratadas por las series, ‘Trip Extremadura’ ha firmado un contrato de confidencialidad que impide a Jorge desvelar detalles sobre sus clientes. La experiencia, en cualquier caso, le ha permitido vivir en primera línea cómo es un rodaje. «Es muy duro. Me estoy quedando sorprendido. Yo pensaba que el cine es lo que te ponen en la tele y poco más. Pero son muchas horas de trabajo. Cada día los rodajes duran 15 ó 16 horas. Trabajamos todos y todos hacemos las mismas horas: el actor, el conductor y el especialista», cuenta en referencia a ‘Still Star-Crossed’, serie para la que trabaja desde agosto. Una vez que el vehículo llega al set de rodaje, dice, se queda en la grabación para trasladar a sus clientes de un lugar a otro: a la zona de maquillaje, a la de peluquería, al catering...

No da nombres propios sobre los rostros conocidos con los que ha viajado, mantiene su discreción, una característica básica en su actividad profesional. Con algunos de ellos ha compartido las tres horas de camino que separan Barajas de Cáceres. El servicio incluye agua y caramelos para los pasajeros. «Y les ofrecemos parar para tomar algo. Siempre aceptan porque están deseando parar para tomar jamón», detalla.

«Los rodajes están dejando mucho dinero en Cáceres», concluye Caldera antes de volver a montar en el vehículo, su empresa.