Hoy

Cáceres riega ya las calles con agua potable para purgar la red de tuberías

Personal de Conyser carga el primer camión con agua en avenida de España, ayer a las 00.30 horas. :: j.r.
Personal de Conyser carga el primer camión con agua en avenida de España, ayer a las 00.30 horas. :: j.r.
  • Conyser extrae unos 100.000 litros diarios de hidrantes y bocas de riego localizados en 16 puntos de la ciudad

La operación de purga de la red de agua de Cáceres comenzó ayer a primera hora de la madrugada, sobre las 0,30. Los operarios de la empresa concesionaria de la limpieza, Conyser, abrieron el hidrante ubicado en la avenida de España, junto a la entrada del Hospital Virgen de la Montaña. El primer chorro era de un agua sucia, negruzca, hasta que se fue aclarando. Los operarios llenaron el camión, de 15.000 litros de capacidad, y emprendieron la ruta para regar diversas calles del entorno de la Plaza Mayor. Esa misma madrugada estaba operativo otro camión de riego, de 6.000 litros de capacidad. Los dos vehículos hicieron tres cargas cada uno a lo largo de toda una noche de riego de la ciudad con agua potable. Así comenzó la labor de purga en la red para prevenir la aparición de posibles focos de legionela. La operación consiste en sacar agua y renovarla para que la nueva que entre en las tuberías lo haga con cloro igualmente renovado y con mayor poder desinfectante frente a la bacteria de la legionelosis. Se trata de que se vaya reciclando el agua y evitar que se estanque en determinados puntos de la red.

Tal y como lo había decidido la Dirección de Salud de Cáceres en coordinación con el Ayuntamiento y la empresa concesionaria del agua, Canal de Isabel II, la purga busca aumentar la eficacia del cloro que contiene el agua para poder erradicar posibles focos de legionela, aunque no se haya detectado la bacteria en ningún punto de la red de abastecimiento. Con la purga, se consigue también que el agua clorada llegue a los puntos más alejados y también dar salida a la que se pueda encontrar estancada en determinados tramos.

16 puntos

Para hacer la purga, se ha encomendado a Conyser que abra cada noche los hidrantes y bocas de riego localizados en 16 puntos de la zona antigua y el centro moderno, como la avenida de España, la Madrila, Plaza de América, Moctezuma, San Francisco, etcétera. Hasta ayer, la empresa de la limpieza utilizaba agua no tratada almacenada en los pozos del Calerizo y en el pozo que tiene la propia empresa en sus instalaciones. Además de los camiones de riego, Conyser tiene más vehículos que utilizan agua, incluidas máquinas fregadoras, barredoras y de limpieza de tragantes. Son 15 vehículos en total, que durante una temporada, hasta que bajen las temperaturas, utilizarán el agua potable, unos 100.000 litros diarios. A esa cantidad se suma el agua que ha empezado a extraer Canal de Isabel II abriendo hidrantes y bocas de riego en distintos barrios, aunque en este caso sin utilizarla para ningún fin.

Por otra parte, dos pacientes siguen ingresados en el Hospital San Pedro de Alcántara, y uno de ellos presenta un estado más grave por otras patologías que tenía, según indicó ayer el consejero de Sanidad, José María Vergeles, quien informó de que, además de la renovación del agua de la red, también se están limpiando fuentes públicas así como torres de refrigeración de edificios, sin que haya todavía resultados de los análisis realizados en todas estas instalaciones. Sí se ha detectado la bacteria en los domicilios de la mayoría de los infectados.