Talleres de cine en Badajoz para tratar la discapacidad

Participantes en el taller de cine inclusivo en el centro joven del paseo fluvial. :: Pakopí/
Participantes en el taller de cine inclusivo en el centro joven del paseo fluvial. :: Pakopí

El Centro Joven de la Paz reúne durante este mes a chicos aficionados al séptimo arte

Antonio Gilgado
ANTONIO GILGADOBadajoz

En una silla se sienta un joven. 26 años. Ordenanza en Promedio y con canal propio en Youtube. Conoce todos los trucos de la PSP y los comparte en la red. No está muy conforme con los vídeos y quiere mejorar.

A su lado, un compañero de 18 años. Aspira a estudiar un módulo de imagen y sonido y mientras tanto se apunta a todos los talleres de cine que puede. Hace poco grabó un corto y quiere repetir.

A priori, el patrón se repite en todos los que este mes de mayo pasan la tarde en el centro joven de La Paz: rozan la veintena, se han criado en las redes sociales y consumen mucho cine. Pero hay diferencias. Algunos tienen inteligencia límite.

El corto que grabaron en la primera edición, 'Limones y tupé', fue un éxito que ha pasado por varios festivales

El ordenanza de Promedio se llama Miguel Delgado y habla con naturalidad de su discapacidad. Quiere aprender cine porque cree que un corto, un documental o una película pueden convertirse en el mejor escaparate para que la gente la entienda. Como muchos compañeros suyos de Aexpainba también ha visto la película 'Campeones'. «Juego a baloncesto y tengo una discapacidad. Te sientes un poco identificado». Más allá del éxito de público y de tratar con cierto desenfado el tema, Miguel hace un llamamiento a la prudencia. «Yo en la sala vi a gente que se reía con los chicos y otros que se reían de ellos. No es lo mismo. Mucho cuidado con cómo vendemos la discapacidad en el cine». Por eso se apuntó al taller de cine que se imparte este mes en el centro joven. Se trata de un programa inclusivo. Aprenden nociones básicas de guion y rodaje tanto chicos con o sin discapacidad. El denominador común de esta experiencia que han puesto en marcha por segundo año el Instituto de la Juventud, Aexpainba y la Fundación Magdalena Moriche es la afición al séptimo arte.

Algunos como Miguel se lo deben a las películas de Spielberg. Para un jugador de Play 'Ready player One' es su filme de cabecera. A otros, en cambio, les atrae más la nueva cultura de las series. Ese es el caso de Alejandro Sánchez, el aspirante a director que busca un hueco en la FP de imagen. Repite experiencia. En la primera edición participó porque un amigo que trabaja en Aexpainba le habló del taller inclusivo. Al principio, confiesa, tuvo sus dudas porque no está acostumbrado a tratar con discapacitados. No pudo evitar las dudas propias de alguien que no trata habitualmente con usuarios de Aexpainba. «Recuerdo que antes de empezar nos dijeron que tuviéramos cuidado con el lenguaje y tú te acercas con la idea de tratarlos con mucho tacto y todo eso...». Al final, recuerda, se impuso la realidad a los prejuicios. «Ni tacto, ni lenguaje ni nada. Era un trato cordial como con cualquiera. No hubo diferencias». De aquel intercambio salió el cortometraje 'Limones y tupés'. Todo un éxito con respaldo en las redes (se puede ver en Youtube). Ha pasado por varios festivales. Alejandro le puso la voz en 'off' y muchos de sus amigos participaron como extras. La mayoría de los que participaron repiten porque fue más completo de lo que creían. «Aprendes a identificar los tipos de planos para cada escena y descubres lo importante que es el papel del director. Todo muy práctico».

En la primera sesión del programa estuvieron acompañados por varios representantes de la Fundación Magdalena Moriche y por Felipe González, el director general de Juventud de la Junta de Extremadura. El responsable de política juvenil avala la repetición del taller inclusivo por el éxito que ya tuvo la primera edición. «Nos dimos cuenta que hace falta trabajar con jóvenes con o sin discapacidad y la cultura es un buen aliado». El arte, explica González, muestra capacidades diferentes, pero todos tenemos habilidades. Las habilidades de Miguel y Alejandro están por ver. De sus capacidades, no hay dudas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos