La luz del mediodía enciende el Encuentro en Badajoz

Vídeo: Marta Muñoz / Fotos: Casimiro Moreno

Música alegre de las bandas para celebrar la resurrección, muchas flores y aplausos en la plaza de España para despedir la Semana Santa

A. G. BADAJOZ.

A mediodía ya no había sitio en la carrera oficial -el alquiler de la silla costaba 1 euro- y en las esquinas de la Plaza de España apenas quedaban huecos con buena visibilidad.

El Encuentro del Resucitado con María Santísima de la Aurora no defraudó. Mucho público, acompañamiento musical acorde y un exquisito trabajo de los costaleros de las dos imágenes consiguieron emocionar al público.

A la Aurora la llevaron 30 costaleras dirigidas por el capataz Ángel Luis Romero. Desde que salió de San Agustín fue muy aplaudida. Emocionante fue también ver el caminar del Santísimo Cristo Resucitado. Cuarenta costaleros lo sacaron casi a pulso por la escalinata de San Agustín y lo volvieron a meter de nuevo en su templo pasada la una y media de la tarde.

Más

Mucha público esperó en la plaza de la Soledad y lanzó pétalos de flores para celebrar la Pascua de la Resurrección.

Tras un final de Semana Santa marcado por el frío, el viento y la lluvia, los cofrades y penitentes agradecieron ayer un desfile soleado, que ayudó a lucir mejor tanto el esfuerzo de los costaleros como el repertorio musical de la banda de la hermandad y la Banda Municipal de Talavera la Real.

La dos imágenes se colocaron frente a frente en la puerta lateral de la catedral. Los capataces dieron la orden a la vez y ambas se levantaron de forma sincronizada mientras los tambores repicaban. El baile del palio meciéndose acercándose al Resucitado, que era también acunado por los costaleros, estuvo acompañado por las atronadoras cornetas. Durante unos segundos, los pasos parecieron cobrar vida propia hasta que el Resucitado se inclinó mientras los sujetaban a pulso. La suelta de palomas con los dos pasos casi pegados cerró el Encuentro.

El público reconoció la escenificación con sonoros aplausos y felicitaciones a los costaleros.

La Virgen vistió el manto blanco para contrastar con el luto riguroso que del Viernes Santo.

La hora del desfile coincidió con muchos visitantes y turista en la calle, que se llevaron también de recuerdo en sus cámaras de fotos las dos imágenes que ponen el broche a la Semana Santa en Badajoz.

En los próximos años, la hermandad quiere contar con una nuevo paso para el Cristo. Sería más grande que el actual y permitiría utilizarlo tanto en la salida del Cristo de la Caridad como en la procesión del domingo.

El Resucitado está muy vinculado al colegio Sagrada Familia, de hecho, muchos de sus costaleros son antiguos alumnos de este centro y algunos de los actuales también participan como penitentes y acompañantes.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos