Milka se lleva los aplausos

Foto de familia de los premiados con las autoridades en el teatro López de Ayala. :: / Casimiro Moreno

La Policía Local entrega por su patrona los premios a la labor policial y distingue por primera vez a la perra detectora de drogas

Antonio Gilgado
ANTONIO GILGADOBadajoz

A Milka no le asustaron los aplausos ni los destellos de los flashes de las cámaras. Aguardó sentada sobre las patas traseras en mitad del pasillo del López de Ayala hasta que la agente instructora, desde el escenario, le llamó.

Por primera vez, una agente canina subió al escenario para recibir una medalla ( hueso con lacito). La perra labrador de 7 años se ha hecho famosa en la ciudad por su capacidad para oler las drogas y es la mejor herramienta con la que cuenta la Policía Local para luchar contra el menudeo.

Además de Milka también fueron reconocidos otros agentes por su antigüedad en el cuerpo o por alguna actuación destacada, como los que salvaron en el Guadiana a una mujer que se tiró desde el puente.

El acto sirvió también para destacar el carácter cercano de la Policía Local. Tanto el alcalde, Francisco Javier Fragoso, como el superintendente, Rubén Muñoz, coincidieron en reconocer el papel de los agentes en la calle. «Hacen barrio», sentenció Fragoso.

Por el atril pasó también Germán López Iglesias. Estaba invitado como alto cargo del Ministerio del Interior, pero su discurso sonó más a confesión de despedida, a balance sincero que solo se puede hacer con el paso del tiempo.

Estuvo al frente de la Policía Local en dos etapas distintas y ayer se acordó de Juan José Venero, el superintendente que falleció en 2012, -«Se fue como vino, sin hacer ruido»-, de Antonio Nogales, jefe provisional -«lo nombro siempre por lo mucho que me ayudó»- y de Juan Rangel, uno de los representantes sindicales más activos de la policía ya retirado -«me ponía muchas veces contra la pared, pero sabía hasta donde podía llegar»-.

Responsable ahora de la Policía Nacional en su despacho de Madrid, López Iglesias reconoce que su época como concejal de Policía Local fue «un máster impagable». Confesó públicamente que cuando desde el gobierno central pensaron en él para director general mucho tuvo que ver su gestión de la Policía Local de Badajoz. «Sin vosotros no estaría donde estoy». Recordó además que el ministro Zoido ha trabajado para integrar a las policías locales en los protocolos de seguridad contra el terrorismo global.

Fotos

Vídeos