La Fiscalía pide cuatro años de cárcel por ocultar la venta de un terreno y no pagar a su socio

La promotora se había comprometido a abonar 703.780 euros, pero no comunicó la operación y el dinero fue desviado a distintas cuentas

Evaristo Fdez. de Vega
EVARISTO FDEZ. DE VEGABadajoz

La Audiencia Provincial de Badajoz juzgará el próximo 30 de enero al apoderado de Urvicasa, al administrador único de esta misma promotora y a otras tres personas como presuntos responsables de un delito de apropiación indebida cometido durante la venta de una parcela comercial ubicada junto a la avenida de Elvas.

En el escrito de calificación provisional realizado por la Fiscalía se recoge que las entidades Urvicasa y Huerta Palomas S. A. constituyeron en 2008 una agrupación de interés urbanístico vinculada a la unidad de actuación urbanizadora SUB-CC- 9.2.4 para desarrollar un nuevo espacio urbanístico en la margen izquierda de la avenida de Elvas, pasado el campus universitario.

Durante la urbanización de las fincas aportadas por cada entidad surgieron discrepancias valorativas a la hora de adjudicar una de las parcelas de uso comercial.

Con objeto de solventar las diferencias, en 2011 se articuló un acuerdo privado en virtud del cual si bien Urvicasa se adjudicaba la unidad urbanística comercial, Huerta Palomas accedía al 27,58% del precio de su hipotética venta a terceros, lo que le reportaría 703.780 euros una vez deducidos los gastos.

Ese acuerdo fue firmado por M. O. N. LL. En el mencionado documento, Urvicasa se obligaba, en el plazo de cinco días desde la hipotética venta de la parcela, a comunicar la operación a Huerta Palomas, que para dar cobertura jurídica al acuerdo, vendía también por 703.780,10 euros a Urvicasa el 87,66% de la parcela residencial de la que era titular.

Esa operación fue elevada a escritura pública, quedando condicionada la venta de la parcela residencial a la venta de la parcela comercial.

Finalmente, el 3 de Febrero de 2012 Urvicasa vendió la parcela comercial por 4.081.723 euros (más IVA), recibiendo en concepto de reserva 1 millón de euros en marzo de 2013.

En ese momento se cumplió la condición suspensiva, por lo que Urvicasa quedó obligada a realizar el pago a Huerta Palomas. Sin embargo, ese abono no se produjo y Urvicasa ocultó la operación de venta a Huerta Palomas, que no recibió las cantidades comprometidas.

La Fiscalía entiende que «con objeto de desviar, fuera de tesorería de Urvicasa, los fondos recibidos de la venta, se realizaron transferencias a diversas personas o entidades relacionadas con esta promotora: 62.073 euros a la investigada V. V. V.; 29.455,16 euros al investigado O. N. A; 29.406,86 euros al investigado A. G. M.; 18.624,49 euros al investigado J. M. C. V.; y 518.437 euros a la mercantil Puente Real Servicios Residenciales para Mayores.

En paralelo a esos hechos, el 21 de marzo de 2013, ante el Juzgado de lo Mercantil de Cáceres, Urvicasa presentó preconcurso por estar en situación de insolvencia. Argumentó que en 2011 tuvo pérdidas superiores a 1,1 millones, y de 2,08 millones en 2013.

La Fiscalía añade que Aegirson Grupo La Summa S. L., único accionista de Urvicasa, acordó en 2012, a pesar de la delicada situación económica de su participada, repartir, con cargo a reservas, 1.030.100 euros de dividendos, disminuyendo de ese modo las expectativas de crédito de Urvicasa. Ese reparto de dividendos ya ha sido declarado ineficaz por el juzgado de lo Mercantil de Cáceres.

A juicio de la Fiscalía, estos hechos constituyen un delito de apropiación indebida y otro de concurso punible.

Del delito de apropiación indebida considera autores a J. M. C. V., M. O. N. LL., O. N. A., V. V. V. y A. G. M. Para cada uno de ellos propone cuatro años de prisión y multa de 10 meses con cuota diaria de 10 euros.

Del concurso punible acusa a J. M. C. V. y a la persona jurídica Aegirson Grupo La Summa S. L. Para el primero pide tres años de prisión y diez meses multa con cuota diaria de 10 euros, mientras que para Aegirson solicita dos años multa con cuota diaria de 100 euros.

En concepto de responsabilidad civil, solicita que retrotraiga a Urvicasa las cuantías indebidamente recibidas por cada uno de ellos.

Igualmente piden que M. N. LL. y J. M. C. V. indemnicen a Huerta Palomas con 703.780 euros, siendo Urvicasa responsable civil subsidiaria.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos