Condenado por traficar con droga en Badajoz y blanquear el dinero con inmuebles y coches

La Policía Nacional vigila una zona próxima a la que se realizó el registro:: HOY/
La Policía Nacional vigila una zona próxima a la que se realizó el registro:: HOY

Su mujer y su hijo no tendrán condena penal pero sí deberán hacer frente a la multa tras ser considerados partícipes de los hechos a título lucrativo

E.F.V.

La Audiencia Provincial de Badajoz impondrá una pena de un año y seis meses de prisión a un hombre que había sido acusado de traficar con droga en su vivienda de la calle El Brocense. Además, lo condenará a otros 16 meses y medio de cárcel tras reconocerse autor de un delito de blanqueo de capitales, hecho del que también se hace responsable a su sobrino, castigado con seis meses de prisión.

Las penas fueron pactadas ayer por sus abogados, Alfredo Pereira y José Duarte, tras llegar a un acuerdo con la Fiscalía, que finalmente retira las peticiones de prisión para la esposa y el hijo del principal condenado.

Este procedimiento judicial se inició después de que la Policía Nacional registrara una vivienda de la calle El Brocense de Badajoz. Seguimientos policiales previos permitieron saber que entre el 11 de enero de 2012 y el 31 de mayo de 2013 pasaron por ese inmueble numerosos toxicómanos para proveerse de droga.

En el escrito de calificación provisional de la Fiscalía se indicaba que el registro se realizó el 7 de junio de 2013. Fueron intervenidos diversos útiles destinados al tráfico de drogas, 2.725 euros provenientes de esa actividad y pequeñas cantidades de droga. En concreto, 3 gramos de cocaína, 2,4 gramos de hachís y 5,5 gramos de mezcla de heroína y cocaína por las que podrían haber obtenido unas ganancias de 6.301 euros.

Los hechos fueron calificados por la Fiscalía como un delito contra la salud pública por tráfico ilegal de drogas. Para Manuel G. S. se pedían cinco años de prisión, la misma pena que se proponía para su esposa, pero José Duarte, el abogado que defendía al matrimonio, negoció ayer con la Fiscalía una sentencia de conformidad que rebaja a un año y seis meses de cárcel la pena que se impone a Manuel G. S. El fallo recoge que también tendrá que hacer frente al pago de una multa de 10.000 euros que, en caso de no ser satisfecha, será sustituida por un mes de prisión.

De este delito no será condenada su esposa al retirar la Fiscalía la acusación penal contra ella.

El Ministerio Fiscal también consideraba a este matrimonio autor de un delito de blanqueo de dinero en el que habrían participado un hijo y un sobrino de la pareja. Esas acusaciones se realizaron después de que los investigadores concluyeran que los acusados, a pesar de carecer de ingresos y no realizar actividades económicas de origen lícito, mantenían un nivel de vida alto y dedicaban importantes sumas de dinero a la compra de bienes.

La primera adquisición documentada la realizaron en diciembre de 2004, cuando se hicieron con una porción indivisa de terreno rústico en una finca de Badajoz para edificar una vivienda valorada en 227.004 euros.

La compró el matrimonio en representación de su hijo Manuel G. M., que en ese momento era menor de edad. Igualmente compraron en nombre de ese hijo un apartamento en Alicante valorado en 158.301 euros. Los pagos fueron imputados como realizados directamente por el menor, que realizó tres abonos de 3.000, 60.000 y 95.301 euros. «Pese al montante de la operación, nunca inscribieron la vivienda en el registro de la propiedad, si bien han disfrutado de ella», se recogía en la calificación fiscal.

Los acusados también adquirieron un Audi TT Coupe 1.8 por el que abonaron 44.485 euros pagados en efectivo en ventanilla bancaria.

Manuel G. S. también compró un BMW 335 Cabrio para su uso personal. Costó 25.816 euros y fue inscrito a nombre de su sobrino Víctor M. M. S. Con posterioridad fue puesto a nombre de este mismo sobrino otro BMW serie 5.

Por último, la acusada María S. M. V. suscribió productos financieros por un valor de 90.000 euros y abrió una cuenta en la que se ingresaron 38.017 euros como representante de su hijo menor de edad, que una vez alcanzada la mayoría de edad, y a pesar de carecer de ingresos, siguió ostentando la titularidad de los bienes inmuebles y de los vehículos de alta gama.

Del delito de blanqueo de capitales se acusaba al matrimonio, al hijo y al sobrino, pero sólo serán condenados a penas de prisión Manuel G. S., a quien se imponen 16 meses y 15 días de prisión, y su sobrino Víctor M. M. S., que ha sido penado con seis meses de cárcel y el pago de una multa de 1.600 euros por blanqueo de dinero imprudente, según confirmó su abogado, Afredo Pereira.

Ambos tendrán que responder de forma solidaria a una multa de 385.000 euros, cantidad a la que también tendrá que hacer frente la esposa y el hijo del principal condenado porque se beneficiaron económicamente del delito de blanqueo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos