Badajoz recibe dos millones para formar a parados poco cualificados

Entrega de diplomas a desempleados en la escuela profesional. / HOY

A las nuevas ediciones de las escuelas profesionales se suma la aportación del Estado con el Fondo de Garantía Juvenil

Antonio Gilgado
ANTONIO GILGADOBadajoz

Entre los más de 15.000 parados que hay en Badajoz, más del 70% no han superado el Bachillerato, según los perfiles del observatorio local de empleo.

Para mitigar estas cifras, sobre la mesa hay varios frentes abiertos, como las escuelas profesionales (antes escuelas taller) y el Fondo de Garantía Juvenil. En ambos casos se persigue mejorar la cualificación de los desempleados.

En términos económicos suponen más de dos millones de euros que debe gestionar el Ayuntamiento en los próximos meses.

Para el año que viene se espera el curso Badajoz Río, que dará formación a 45 parados

Desde el Consistorio ya han explicado que tienen previsto dedicar más de seis millones de euros a formación y empleo en los dos años que restan de legislatura y mejorar el curriculum de 2.500 parados.

En este horizonte, lo más inmediato es la segunda edición de la escuela profesional Alpéndiz y otra nueva denominada Badajoz Río.

Alpéndiz II tiene un presupuesto de 510.000 euros y ofrece treinta plazas para dos especialidades.

Quince estudiarán 'Atención sociosanitaria a personas en el domicilio' y otros quince, 'Instalaciones y mantenimiento de jardines y zonas verdes'.

La idea es que esta escuela se ponga en marcha en octubre. El Sexpe seleccionará durante este mes a los candidatos.

Alpéndiz I ha entrado ya en su recta final y uno de sus módulos, el de mantenimiento de vehículos, fue el año pasado uno de los más demandados por la alta tasa de inserción laboral. Algo parecido ocurre con el módulo de ayuda a domicilio, que se repite anualmente en los programas de este tipo por la capacidad de inserción.

Además de las dos versiones de Alpéndiz -una a punto de empezar y otra de terminar- para 2018 se espera también la Badajoz Río. En este caso se trata de un curso para 45 parados en tres especialidades distintas: monitor deportivo, guía turístico y reparación de ordenadores.

Aunque el Ayuntamiento las gestiona, las escuelas profesionales dependen económicamente de la Junta de Extremadura, que aprueba cada año varias propuestas según los proyectos que le presentan desde los municipios.

La última convocatoria de la Consejería de Educación y Empleo fue en junio cuenta con más de veinte millones de euros.

La formación a los desempleados poco cualificados de la ciudad ha ido evolucionando según se han renovando los distintos programas.

Desde que empezaron las antiguas escuelas taller con aprendizaje básico en albañilería, mecánica o carpintería se ha pasado a ofertas cursos más concretos dedicados a sectores como el comercio, el ocio o la informática.

También ha cambiado el perfil de los alumnos. Principalmente jóvenes en sus orígenes, hoy el abanico se abre para todos los mayores de 18 años, sin limitación de edad. La formación tiene dos fases: en la primera los alumnos tendrán un contrato de formación y aprendizaje de la propia escuela, y en la segunda pasarán a una empresa privada para hacer prácticas.

Podrán presentarse mayores de 18 años e inscritos en el Sexpe, incluidos los mayores de 45 años y desempleados de larga duración. Los seleccionados recibirán una beca por una cuantía mínima de 750 euros y una máxima de 1.260 euros.

Además de la financiación de la Junta, el Ayuntamiento también cuenta con el Fondo de Garantía Juvenil, un programa del Estado con una inversión de 735.000 euros. Oferta cuatro grandes bloques y doce itinerarios formativos.

Entre los itinerarios de Badajoz hay comercio, hostelería y servicios sociales. Son los sectores con más demanda laboral en al ciudad.

Fotos

Vídeos