Hoy

El proyecto de salud comunitaria de El Progreso se extiende a otros barrios

Centro de salud de El Progreso. :: hoy
Centro de salud de El Progreso. :: hoy
  • Se incorporan zonas como Suerte de Saavedra-La Pilara y Cerro Gordo, y las localidades de Alconchel y Valverde de Leganés

La experiencia piloto iniciada hace varios años en la Margen Derecha de Badajoz que permite la participación de la sociedad en el sistema sanitario se extenderá a los barrios de Suerte de Saavedra-La Pilara y Cerro Gordo, así como al Centro de Salud de Alconchel y al Consultorio de Valverde de Leganés.

El consejero de Sanidad y Políticas Sociales, José María Vergeles, explicó ayer en Badajoz a los medios que con esta iniciativa se busca la intervención de la ciudadanía en el ámbito sanitario para que aporten sugerencias.

En estos encuentros comunitarios la sociedad expone cuáles son los principales problemas sociales de los barrios o municipios, y cómo afectan a su salud, para que posteriormente las administraciones públicas traten de dar solución a los problemas y, así, reducir el número de consultas médicas.

Estos nuevos encuentros comunitarios se iniciaron el martes en la barriada de Suerte de Saavedra-La Pilara de Badajoz, ayer se desarrollaron en Higuera de Vargas (en el área de salud de Valverde de Leganés), y se extenderán al resto de barrios o municipios englobados.

Consultas

Con estas experiencias se busca lograr el éxito alcanzado en el Centro de Salud de El Progreso (Margen Derecha), donde han disminuido las consultas y estas están ahora más orientadas a los verdaderos problemas a resolver.

Para Vergeles, para alcanzar mejores niveles de salud no solo se debe atender a los aspectos físicos o mentales sino también a los problemas sociales que influyen en el bienestar y en la calidad de vida de los extremeños.

Se busca que la ciudadanía se implique en la participación sobre la salud y el sistema sanitario del futuro, para lo que es necesario que los centros abran sus puertas a la población.

Estos encuentros unen a los equipos de Atención Primaria, las administraciones autonómica y locales, y los movimientos asociativos para encontrar el diagnóstico de lo que le pasa a la sociedad y poner el tratamiento adecuado.