Hoy

La Fundación Atabal pone en marcha la atención sanitaria en Sierra Leona

María Peligros Folgado, presidenta de Atabal, en uno de sus viajes a Sierra Leona. :: hoy
María Peligros Folgado, presidenta de Atabal, en uno de sus viajes a Sierra Leona. :: hoy
  • La cena solidaria de mañana en el Hotel Río para dar a conocer sus objetivos se llenará de donantes

La Fundación Atabal celebra el viernes su cena anual en el Hotel Río. Cuenta Peligros Folgado, su presidenta, que se han llenado todas las mesas y algunos donantes interesados se han quedado fuera.

Tras dos años devastados por el ébola, en Sierra Leona intentan recomponerse y Atabal mantiene su empeño. Folgado parte a Milla 91, una ciudad alejada de la capital, para comprobar el grado de cumplimiento de sus proyectos de cooperación y detectar nuevas necesidades.

En la cena de mañana viernes, María Peligros Folgado repasará su actividad en Sierra Leona en este año.

En 2016 han concluido la construcción de tres aulas, letrinas para niñas y la entrega de mobiliario para el colegio de la población de Macoth.

Este centro, cofinanciado con la Misión Católica de Mangue Bureh, alivia la masificación que sufre la escuela y mejora la calidad de la educación que allí se imparte. Asimismo anima a que otros niños acudan al centro. La construcción de letrinas garantiza una higiene digna para los escolares.

Otro de los trabajos concluidos el pasado mes de julio fue la construcción de una nueva escuela, compuesta de edificio escolar (tres aulas, oficina, almacén y mobiliario) y seis letrinas en la comunidad de Tonkoya. El edificio se sitúa en terrenos de la comunidad y es un punto neurálgico para el desarrollo de las actividades culturales, deportivas y sociales de la población. Ha contado con la financiación del Ayuntamiento de Badajoz, Diputación Provincial pacense, Fundación Atabal y Wara Wara Community Schools.

En torno al 30% de los niños menores de 5 años padecen desnutrición en este país. Una prioridad es reforzar los servicios sanitarios que eviten esta situación. Por ello este año se está llevando a cabo desde la Fundación Atabal el proyecto de prevención de la desnutrición infantil y mejora de la salud en la zona de Tonkolili.

Agua

Una parte de este proyecto es un pozo que proporciona agua potable a la población y disminuye los casos de diarrea, la mayor causa de muerte infantil. Por otro lado, ha propiciado mejoras en la clínica, gracias al envío de un contenedor con equipos médicos, medicamentos esenciales, material sanitario y un sistema completo de placas solares.

La instalación de las placas ha dotado a la clínica de autonomía y energía las 24 horas del día. Se han agilizado los diagnósticos y mejorado los tratamientos, así como se han comenzado a realizar transfusiones de sangre. Con este programa se ha conseguido, además, mejorar el laboratorio y disponer de vacunas que garanticen la inmunidad de la población para algunas enfermedades. Gracias a este proyecto se ha mejorado significativamente la atención sanitaria a las mujeres embarazadas durante la gestación y el parto. En este proyecto colaboran Fundación Atabal, Misioneras Clarisas, Aexcid y Ongawa. Hace años, cuenta Folgado, era inimaginable que en esta zona hubiera atención médica.

El sistema sanitario del país se limita a la capital y las principales ciudades, pero deja a los pueblos sin atención permanente. De ahí la importancia de que en Milla 91, en la zona de Tonkolili, se construya una casa para alojar al personal sanitario voluntario que se desplaza para trabajar allí desde otros países. Sierra Leona no cuenta apenas con especialistas cualificados. Diferentes organizaciones como Pequeña Nowina, Fundación Creatya, Fundación Atabal y otros colaboradores se están encargando de esta construcción. La clínica Milla 91 atiende mensualmente una media de 800 mujeres, niños, cantidad que ha ido en aumento en los últimos meses.

Atabal también se encarga desde 2015 de cubrir las necesidades alimentarias de 71 niños de Lunsar, que perdieron a sus padres durante la epidemia del ébola.

También mantendrán becas a jóvenes universitarias que estudian derecho y enfermería.