Hoy

Tres tristes pistas

En el Corazón de Jesús, hay una canasta sin tablero. :: J. V. Arnelas
En el Corazón de Jesús, hay una canasta sin tablero. :: J. V. Arnelas
  • Varias instalaciones deportivas de la ciudad se encuentran en estado de abandono o acumulan desperdicios

En el Gurugú hay una pista de fútbol sala que solo se utiliza para albergar escombros. En Santa Engracia las canastas de una cancha de baloncesto están rodeadas de desperdicios. En el Corazón de Jesús, por su parte, quedan dos aros herrumbrosos y dos porterías en las que cuesta creer que un niño quiera jugar con un balón.

La ciudad cuenta con al menos tres pistas deportivas en avanzado estado de dejadez, o directamente abandonadas a su suerte. Este tipo de instalaciones, especialmente aquellas abiertas al público general y de uso gratuito, son un espacio muy codiciado en Badajoz. Cientos de personas, especialmente niños y jóvenes, invierten en ellas su tiempo de ocio. Algunas, como las pistas verdes de la barriada de La Paz o las de Pardaleras, han sido un foco de ocio y deporte para la ciudad durante décadas.

Lee el artículo completo en edición impresa y Kiosko y Más