Hoy

El Meiac se alía con Las Hurdes para rescatar material de interés histórico

  • El museo pacense ayudará a preservar los documentos fotográficos o literarios de la comarca cacereña

La Junta y la Mancomunidad de Las Hurdes han creado un marco de colaboración entre el Museo Extremeño e Iberoamericano de Arte Contemporáneo de Badajoz (Meiac) y el Centro de Documentación de Las Hurdes, en Pinofranqueado, para rescatar material de interés histórico en torno a esta comarca.

Ambas entidades, aunque de índole diferente, comparten el mismo interés por la documentación publicista, científica y gráfica publicada desde principios del siglo XX; documentación que es parte de «la memoria histórica y visual de Extremadura».

De ahí que se pretenda rescatar material de especial interés histórico (documental, fotográfico, literario, periodístico o audiovisual) en torno a la comarca de Las Hurdes, según publicó ayer el Diario Oficial de Extremadura (DOE).

El objetivo es preservarlo y ofrecerlo libremente a la sociedad en general, además de potenciar y actualizar la imagen de la zona hurdana mediante la producción de obras de arte que tomen como medio el lenguaje contemporáneo.

Referencia

El Centro de Documentación de Las Hurdes, creado en 1996, se configuró como un establecimiento de referencia para la investigación y la interpretación de la cultura hurdana a lo largo del tiempo.

Pero igualmente facilita a los viajeros y amigos de Las Hurdes información y materiales para la apreciación de las excepcionales condiciones naturales y culturales que distinguen a este territorio.

Una de las principales iniciativas del Centro de Documentación de las Hurdes ha sido la reciente creación de un archivo en línea capaz de reunir un fondo documental de imprescindible consulta para el conocimiento de la historia y la singularidad territorial de la comarca hurdana.

El archivo nace con la pretensión de convertirse en un canal abierto capaz de gestionar la interesantísima cantidad de registros literarios y gráficos que con el paso del tiempo fue generando el espacio hurdano. Por su parte, el Museo Extremeño e Iberoamericano de Arte Contemporáneo, fundado en 1995, se orientó desde su apertura, entre otros objetivos a la recuperación de la memoria crítica que hace referencia al propio territorio.