Hoy

El Consistorio rectifica el presupuesto porque olvidó incluir las asignaciones a los partidos

  • El objetivo es incluir un punto olvidado, el que hace referencia a lo que cobra cada grupo municipal

Primer cambio en los presupuestos de este año. Las cuentas del Ayuntamiento entraron en vigor a finales de junio y se cambian mañana, viernes. El objetivo es incluir un punto olvidado, el que hace referencia a lo que cobra cada grupo municipal. Es la asignación que reciben los partidos en función de su representación.

La introducción no conlleva un aumento del gasto. Solo se incluye este punto porque se les olvidó introducirlo. Las cantidades obedecen a un nuevo reparto aprobado en junio del año pasado, recién constituida la nueva corporación tras las elecciones de 2015. La cantidad global anual que gasta el Ayuntamiento es la misma que en años anteriores, lo que modificó hace un año fue el método de reparto para beneficiar a los partidos con menor representación.

El reparto se hace de la siguiente manera. Se aporta una asignación fija de 6.000 euros por cada grupo y 10.367 euros por edil. Así, el PP recibe 140.772 euros en un año, al PSOE corresponden 99.300 euros, Podemos ingresa 37.092 euros y Ciudadanos obtiene 26.736 euros. Estas cantidades son anuales y se hacen pagaderas en doce mensualidades.

Esta asignación se recoge en la Ley de Bases de Régimen Local. En ella se explica para qué no se puede usar. Y no se puede destinar al pago de remuneraciones de personal de cualquier tipo al servicio de la corporación o a la adquisición de bienes que puedan constituir activos fijos de carácter patrimonial. Es decir, por ejemplo, no se puede destinar a salarios ni a compra de sedes de los partidos. Pero sí se podría utilizar para pagar alquileres de locales.

Los grupos usan ese dinero para su funcionamiento. Por ejemplo, para gasolina en el caso de que un concejal tenga que ir a una reunión con vecinos en un poblado.

El uso que los concejales hacen de ese dinero no pasa posteriormente por la Intervención del Ayuntamiento. Es decir, que esas cantidades se entregan a los partidos sin que estos tengan que justificar el uso que le dan.