Condenado a seis meses de prisión un vecino de Almendralejo por maltrato animal

Imagen de archivo de cachorros de perros y gatos metidos en un cubo. / HOY/
Imagen de archivo de cachorros de perros y gatos metidos en un cubo. / HOY

También debe pagar 1.800 euros por denuncia falsa hacia otro hombre con el que está enemistado

CELESTINO J. VINAGRE

Nueva condena por la vía penal por maltrato animal en la región. El juzgado número 2 de lo Penal de Mérida ha condenado a un vecino de Almendralejo por dejar sin comida y sin agua a una perra de raza pastor belga y a los seis cachorros que acaba de parir en una nave ubicada en Villafranca en junio de 2016. Los animales se tuvieron que alimentar «de forma precaria por los campos de alrededor, y sin que tuvieran los más mínimos cuidados de aseo o veterinarios», se indica en una sentencia fechada a 15 de febrero pasado. Se le ha condenado, por el delito de maltrato animal, a seis meses de prisión y a dos años y nueve meses de inhabilitación para el ejercicio de profesión comercio relacionado con animales y para la tenencia de animales. Igualmente se le ha condenado por denuncia falsa porque el acusado denunció que le habían robado los cachorros cuando se colgó en Internet por parte de personas de asociaciones protectoras de animales estos perros para ser adoptados una vez que fueron curados. Por esa denuncia falsa debe pagar una multa de 1.800 euros. También debe asumir las costas del proceso.

El fallo del juzgado relata como hechos probados que cuatro de los cachorros (tres machos y una hembra) que tuvo la perra se desprendieron de la manada, «quedando solos a la intemperie en los siguientes días». Fueron descubiertos por un vecino. Avisó a los servicios municipales de Almendralejo encargados de la recogida de animales domésticos abandonados. Los animales fueron trasladados a la perrera almendralejense. Los cuatro cachorros se encontraban en «un estado grave de desnutrición, con parasitosis interna y extrema severa y contagiada la hembra de giardia. En consecuencia, los cachorros tuvieron que ser sometidos a tratamiento de urgencia veterinario para evitar el riesgo de muerte segura de los mismos por las condiciones en las que se encontraban», se indica en la sentencia.

Tras ser publicadas fotografías de los cachorros para conseguir su adopción, el acusado acude la perrera para reclamar a los cachorros. A finales del mes de julio de 2016 acude al puesto de la Guardia Civil de Villafranca y presenta denuncia porque, asegura, le han robado en su nave tras forzar la puerta de acceso. No solo eso. Señala que el autor del robo es un vecino con el que está enfrentado. «Todo esto lo realizó el acusado con pleno conocimiento de la su falsedad, tanto del hecho en sí como de la supuesta autoría puesto que ya tenía perfecto conocimiento del paradero de los cachorros y que el denunciado nunca podía haber sido autor de un robo inexistente», se agrega. A raíz de esa denuncia el juzgado de Villafranca abrió diligencias para investigar ese presunto robo.

Además de la pena de prisión y multa, el vecino de Almendralejo debe pagar 222 euros, de un lado y otros 319, de otro, a una integrante de una asociación protectora de los animales de la localidad, por encargarse del cuidado de los animales, y a un veterinario por su atención sanitaria, respectivamente.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos