«Hay clientes que solo miran el dinero y no tanto la calidad»

Rafael Sánchez, pastor y gerente de 'Los Vallespedros'. :: JSP
Rafael Sánchez, pastor y gerente de 'Los Vallespedros'. :: JSP
Rafael Sánchez Quesero y ganadero

Dirige el negocio familiar fundado hace quince años y se dedica al sector del ovino y del queso

JAVIER SÁNCHEZ PABLOS TORRECILLAS DE LA TIESA.

Rafael Sánchez Delgado, natural de la población cacereña de Torecillas de la Tiesa, se define como pastor, y además es productor y comercial. Este joven cuenta con una explotación de ganado ovino, con animales de las razas lacone y assaf. Están dedicados tanto a leche como a carne. Junto a ese ganado, posee la fábrica de quesos 'Los Vallespedros'. De este modo, dirige el negocio familiar que se puso en marcha hace unos 15 años. A lo largo de este tiempo, reconoce que se ha ido mejorando los animales y la elaboración de los quesos, ya que se busca la mejor calidad.

-¿Cómo se formó la quesería?

-Seguí los pasos de mi padre. Surgió y se habló con Isidro Fernández, de la empresa Lactocyex, para que nos asesorara y nos ayudara en la puesta en marcha de la fábrica. Así comenzamos. También se solicitó una ayuda a Adicomt, que nos informaron de todos los pasos que debíamos dar. Quizá lo peor es que hubo que mover mucho papeleo, tanto para la creación de la empresa como para la solicitud de la subvención. No hay duda: lo peor de este trabajo es los trámites burocráticos, que te quitan mucho tiempo. Sin embargo, es una tarea necesaria.

«El oficio de pastor no lo puede desempeñar cualquiera, es necesario implicarse con los animales»«Si hay leche suficiente se hace queso todos los días, si no, según la producción»

-¿Cómo es el día a día?

-Me levanto temprano y lo primero que hago es ver a los animales para saber cómo están. A partir de ahí, se ordeñan con la maquinaria. Si lo hiciéramos a mano, estaríamos todo el día y no podríamos hacer otra cosa. Se les echa de comer y para ello se clasifican, porque no todas las ovejas están igual. Por la tarde, también hay que revisar a los animales. Al día siguiente, hay que hacer la misma operación y el mismo trabajo. Otro día, si sales a repartir el queso, te dedicas a ver clientes sin parar. Por suerte, tengo una persona conmigo trabajando.

-Y el queso, ¿cuándo se hace?

-Si hay leche suficiente, se hace todos los días, si no, según la producción. Hacemos queso de pasta dura de oveja. También producimos cremas, queso fresco y cuajada. Lo elaboramos bajo el nombre comercial de 'Los Vallespedros'. La verdad es que tenemos buena aceptación.

-¿Dónde va esa producción?

-Tenemos muchos y buenos clientes. Principalmente repartimos en toda la provincia de Cáceres. Poco a poco hacemos más clientes que quedan conformes con nuestros productos. Es importante remarcar que nosotros apostamos por la calidad de nuestros quesos.

-¿Es muy sacrificado el trabajo?

-No es muy sacrificado, pero es diario, continuo, no puedes parar la maquinaria. Es el único problema que tiene. Todos los días son iguales. Te levantas y es como si todo estuviera sin hacer. Quizá lo que más me gusta es estar con las ovejas, revisarlas, andar con ellas, clasificarlas y ver que están bien, sobre todo, en época de primavera y otoño. Ahora, en verano, con el calor, es más duro. Me gusta mi trabajo, aunque no faltan días de enfado y de disgustos, supongo que como en todos sitios. A pesar de ello, si naciera otra vez, volvería a ser pastor. Estoy entre mis animales, en la naturaleza, sin ruidos.

-¿Es pastor o ganadero?

-Yo prefiero definirme como pastor, que es el que está con las ovejas, el que las cuida, las entiende y las atiende. El ganadero es solo el dueño de esos animales. El oficio de pastor no lo puede desempeñar cualquiera. Se necesita una implicación con esos animales, saber lo que les pasa.

-Además de ese trabajo en el campo, tiene que ser comercial.

-Así es. Tengo que hacer un poco de todo. Es un trabajo necesario, aunque no es lo que mas me gusta. A veces el trato con el cliente es complicado. No obstante, hay de todo. Existe mucha competencia y existen potenciales clientes que solo miran el dinero y no tanto la calidad. Como he comentado, nosotros apostamos por menor tirada y mejores quesos.

-¿Hay tiempo para salir con los amigos o vacaciones?

-Se puede salir con los amigos una noche. Lo malo que ese tiempo te lo tienes que quitar de la cama, porque al día siguiente hay que volver al trabajo. Lo complicado es tener vacaciones. Aquí no podemos cerrar, no hay días libres. Los animales no entienden de días de fiesta.

Fotos

Vídeos