37 cachorros de lince salen adelante en esta campaña reproductora

REDACCIÓN

Un total de 37 cachorros nacidos en la red de centros de cría pertenecientes al Programa de Conservación Ex-situ del lince ibérico, entre los que se encuentra el ubicado en Zarza de Granadilla (Cáceres), han salido adelante esta temporada reproductora 2017.

El programa estableció para la temporada de cría 23 parejas, igual que el año pasado, repartidas en los cinco centros de cría en cautividad adscritos al proyecto y ubicados en España y Portugal. Del total de las parejas, cinco de ellas se formaron en el centro de Zarza de Granadilla (Cáceres); cinco en El Acebuche (Huelva); una en el Zoobotánico de Jerez (Cádiz); seis en La Olivilla (Jaén); y seis en el centro de Silves (Portugal).

El objetivo era buscar un equilibrio entre obtener el mayor número de cachorros posible y asegurar una buena calidad en la preparación de los que vayan a ser liberados en el medio natural, según informan técnicos del programa en una nota. Finalmente, el número total de cachorros que han sobrevivido al destete es de 37 ejemplares.

Sólo hay que lamentar una baja desde que se informara en las redes sociales el 7 de junio del número de cachorros vivos una vez terminados todos los partos en los centros de cría. A estos 37 cachorros habría que sumarle uno más procedente del campo, de los dos que ingresaron en el centro de cría de El Acebuche a mediados de abril de la población silvestre de Doñana.

El porcentaje de supervivencia de los cachorros, una vez superado el periodo agonístico que sufren todas las camadas, ha sido del 84 %, cifra superior al promedio de estos 13 años de programa (75%).

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos