Hoy

Cerdos ibéricos en montanera en una dehensa extremeña. :: hoy
Cerdos ibéricos en montanera en una dehensa extremeña. :: hoy

La producción de ibérico en montanera crece el 15% respecto a la pasada campaña

  • Aeceriber asegura que se ha logrado cubrir satisfactoriamente la producción prevista en un momento de gran demanda en el sector

La producción de ibérico de bellota en esta campaña de montanera 2016-2017 ha aumentado en torno a un 15 por ciento en relación al ejercicio anterior, fundamentalmente gracias a la buena evolución de las zonas de alcornoque.

La secretaria técnica de la Asociación Española de Criadores del Cerdo Ibérico (Aeceriber), Elena Diéguez, manifestó en la jornada de ayer, que la encina, por su parte, ha evolucionado de forma diferente según cada zona.

Así, en esta campaña se ha logrado cubrir «satisfactoriamente» la producción prevista en un momento donde la demanda de ibérico está al alza y donde el consumo del producto se recupera paulatinamente tras los años de crisis.

Este buen comportamiento de la montanera era difícil de predecir en sus comienzos, debido, principalmente, a las condiciones climatológicas experimentadas en fases del otoño pasado.

Pese a esos comienzos «difíciles», que ponían en riesgo tener una capacidad suficiente de engorde de cerdos, la montanera ha evolucionado, sin embargo, de manera «satisfactoria» conforme pasaban las semanas gracias a las lluvias y al clima adecuados, lo que ha llevado a importantes producciones en cuanto a calidad y cantidad.

El principio de la montanera se retrasó, pero las lluvias permitieron que la bellota madurara convenientemente en el árbol.

Las producciones en este régimen, que se han incrementado hasta alcanzar las 700.000 cabezas en la Península, se encontraron así con una cantidad «extraordinaria» de bellotas en las zonas pobladas con alcornoques, que ha paliado las menores cifras en algunos espacios de encina.

Cifras no muy elevadas

Diéguez ha recordado que las zonas de alcornoque llevaban dos campañas con cifras de producción no muy elevadas, una situación contraria a la experimentada este año, donde los árboles «han dado todo lo que tenían que dar y más», manifiesta.

Por todo esto, ha declarado que el sector puede estar satisfecho finalmente con la evolución que ha experimentado la campaña, al tiempo que ha resaltado que la demanda de cerdos está al alza, una tónica que se espera continúe en los próximos meses.

El consumo de este producto se recupera poco a poco tras los difíciles años de crisis, aunque todavía se está por debajo de los niveles obtenidos en 2006, una situación que el sector compensó con la llegada a nuevos países como Canadá, Australia, Corea o diversos países americanos, entre otros.