Hoy

El Colegio de Veterinarios de Badajoz crea una comisión de bienestar animal

Un perro bebiendo en una fuente de la Alcazaba. :: hoy
Un perro bebiendo en una fuente de la Alcazaba. :: hoy
  • Quince profesionales trabajarán para garantizar el cumplimiento de la legalidad vigente

El Colegio de Veterinarios de Badajoz ha creado una comisión de bienestar animal que trabajará en la defensa, la vigilancia y la protección en temas como el bienestar y trato animal o la concienciación social.

Según un comunicado de la entidad, la comisión trabajará para que se cumpla la legalidad vigente en temas relacionados con la protección del bienestar animal en todos los ámbitos, desde animales de compañía y de producción, a la fauna silvestre y exótica.

Además, colaborará con las administraciones públicas a través de la elaboración de informes que sirvan de base para la redacción de nuevas normas que garanticen un mejor trato y una mayor concienciación hacia el bienestar de los animales, al tiempo que se preserva el bienestar humano y la salud pública.

El presidente del Colegio de Badajoz, José Marín, afirmó que los veterinarios son los responsables de la salud de los animales y que, por esto, trabajan de forma constante contra el maltrato y el abandono animal.

La comisión está integrada por 15 veterinarios que trabajan en las diferentes facetas de la profesión.

Entre las primeras decisiones adoptadas tras su creación, el órgano propondrá al Ayuntamiento de Badajoz la creación de espacios públicos para poder soltar a los perros sin riesgo para los mismos y sin ocasionar molestias a los ciudadanos.

20.000 perros

Badajoz tiene más de 20.000 perros censados pero no existe ninguna zona habilitada donde los dueños de los canes puedan soltarles para dejarles correr, olisquear e interactuar libremente con otros animales de su especie.

Además, se solicitará a la administración que elabore una normativa específica para el control de las colonias de gatos urbanos en los pueblos y ciudades de Extremadura mediante los métodos más avanzados que garantizan el bienestar animal.

Asimismo, se pretende también promover la reglamentación completa por parte de la Consejería de Agricultura en la Ley 5/2002 de protección de animales de Extremadura y actualizarla en temas como la prohibición de la amputación de orejas y rabos. Se propondrá también que se incrementen los controles municipales para que todas los perros se encuentren identificados con microchip, y está en proyecto elaborar y editar un protocolo sanitario para perreras municipales.