Restaurar la estatua de Cortés podría costar un mes

Restablecer los daños del pedestal es fácil, la mayor dificultad es devolver su aspecto del bronce, según un escultor

EFEHOY.es
Restaurar la estatua de Cortés podría costar un mes

Los trabajos de restauración de la estatua del conquistador Hernán Cortés ubicada en Medellín, manchada con pintura roja en un acto vandálico, no tienen aún concretada una fecha de inicio, aunque su duración será de al menos un mes.

Así lo ha asegurado alcalde de este municipio, Antonio Parral, tras consultar a varias empresas especializadas en la recuperación de este tipo de esculturas en bronce, como es la del conquistador de México.

La estatua, realizada por Eduardo Barrón en 1890, amaneció ayer teñida con pintura roja como consecuencia de una acción llevada a cabo de madrugada por un grupo autodenominado "Ciudadanos anónimos", que dejó unos panfletos a pies del monumento en el que denunciaba que la escultura "supone una ofensa al pueblo de México".

Parral ha manifestado que la prioridad para el Ayuntamiento es devolver la estatua de Cortés a su estado original y eliminar la pintura.

No se ha atrevido a cuantificar el coste de la reparación, puesto que han solicitado presupuestos a diversas empresas encargadas de trabajos de este tipo, por lo que aún no está fijada la fecha de inicio de la restauración.

Precisamente, el escultor extremeño Ricardo García Lozano, autor entre otros del monumento al cónsul romano Quinto Cecilio Metello, situado en la propia villa de Medellín, se ha ofrecido al Ayuntamiento para asesorarle al respecto.

García Lozano ha explicado que restablecer los daños del pedestal es fácil, pero que las mayores dificultades se presentan a la hora de restaurar el aspecto del bronce.

Como escultor, y también como historiador, Ricardo García Lozano ha expresado su "auténtica indignación" por este atentado contra el patrimonio monumental, que ha calificado como "una gran idiotez".

Los autores de estas acciones contra monumentos en la calle operan con "bastante impunidad", ha señalado este artista, que ya sabe lo que es el vandalismo en sus obras y ha puesto como ejemplo las pintadas a su escultura de Tierno Galván, en Don Benito, o al barro impregnado en su monumento dedicado al cura Jesús, en Almendralejo.

El alcalde de Medellín, Antonio Parral, que pertenece al partido independiente 'Agrupación de Vecinos', ha mantenido conversaciones con los portavoces de los otros dos grupos políticos del Ayuntamiento, Alfonso Herrera, del PSOE, y Marino Sánchez, del PP, consensuando el posicionamiento de la institución municipal en relación a este asunto.

Los tres han acordado no promover, al menos de momento, ningún tipo de concentración de repulsa "porque sería dar mayor protagonismo a sus autores", señala Parral.

En similares términos se ha expresado la Asociación Histórica Metellinense, que se ha erigido como altavoz del sentir de los paisanos de Hernán Cortés difundiendo un comunicado de condena de lo que califican como "acción cobarde y antidemocrática".

No es la primera vez que se genera polémica en torno a la estatua de Hernán Cortés, dado que, coincidiendo con la conmemoración del quinto centenario del nacimiento del conquistador, en 1985, la corporación municipal de Medellín llegó incluso a debatir en una sesión plenaria la posibilidad de retocar la escultura, aprobándose finalmente el respetar el aspecto original del monumento, según han recordado a EFE algunos concejales de entonces.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos